Inteligencia colectiva para innovar

Andy Zynga: “El sesgo cognitivo que nos aleja de la innovación”. HBR Blog.

sesgo cognitivo

Estrategias de Innovación Abierta basadas en la Hibridación ayudan a romper el sesgo cognitivo de la “fijación funcional”, que impide ver usos alternativos a un producto o tecnología más allá de su función original.    

Tags: colaboraciónconsultoría 2.0creatividadempresa abiertagestión de la I+Dhibridacióninnovación abiertaopen innovationparadojastendenciasvalorización de la I+D  View Comments

A medida que nos vamos poniendo viejos, el conocimiento y la experiencia van sustituyendo progresivamente a la imaginación, y se va perdiendo la capacidad de ver las cosas de un modo distinto a lo que parecen. Le llaman “Fijación funcional” (“Functional Fixedness”, un término acuñado por el psicólogo gestáltico Karl Duncker), o sea, un tipo de sesgo cognitivo según el cual una persona es incapaz de pensar en otros usos creativos para una cosa más allá que el de su función original.

El artículo defiende la tesis de que las estrategias de innovación abierta ayudan mucho a romper ese sesgo, dado que trabajando con personas y organizaciones que operan fuera del sector se puede abrir mucho el universo de posibilidades alternativas al abordar un reto, ver las cosas de una manera distinta, y así superar el ciclo recursivo de la “fijación funcional”.

Este problema explica bien las dificultades que tienen a menudo muchas empresas a la hora de desarrollar nuevos productos, porque los tecnólogos, ingenieros, diseñadores y directivos parten de su propia experiencia y prejuicios, lo que hace más difícil pensar fuera-de-la-caja. Y como afirma el autor, se da la paradoja de que: cuanto más éxito se ha tenido en un enfoque de solución, más difícil es imaginar uno diferente”.

El acceso a profesionales con experiencia en dinámicas de Open Innovation ayuda a recuperar la “mente de niño”, porque permiten generar conexiones con ámbitos no usuales e introducen aire fresco en los modelos de pensamiento y decisión de los equipos de innovación demasiado arraigados a las lógicas de la hiper-especialización que predominan en un sector. Lo que se hace es abordar el reto buscando soluciones fuera de la industria, y eso debilita el efecto-trampa de la “fijación funcional”.

Un ejemplo muy gráfico que explica el artículo es el de PepsiCo, que necesitaba encontrar una forma de disminuir la cantidad de sodio en sus patatas fritas sin reducir el sabor salado que deseaban los clientes. Buscaron la solución en toda la industria de alimentos, y no apareció nada viable, pero pidieron ayuda a una empresa especializada en Innovación Abierta, que le ayudó a expresar esa necesidad en unos términos técnicos más flexibles y multidisciplinares, y a acceder a una red amplia y diversa de expertos.  Las propuestas llegaron de una variedad de sectores como los de la energía, los combustibles, el farmacéutico y la ingeniería. La respuesta ganadora provino del departamento de ortopedia de un laboratorio de I+D, donde habían desarrollado un modo de crear nano-partículas de sal que necesitaban para llevar a cabo investigaciones avanzadas en el campo de la osteoporosis. Para PepsiCo ésta no fue la solución definitiva, pero la búsqueda le ayudó a encontrar un nuevo socio y una perspectiva de solución totalmente distinta a la que había pensado inicialmente, consiguiendo resolver su problema de una manera muy innovadora.

¿Se puede vencer el sesgo cognitivo de la “fijación funcional”?Sí, es posible, fomentando dinámicas de hibridación con otras industrias y creando equipos interdisciplinares que ayuden a expandir la mente y escapar de los lugares comunes. Algunas empresas han creado “Equipos SWAT” o extraordinarios que se encargan de acoger problemas complejos para abrirlos a colaboradores inesperados. Para evitar que el departamento de I+D asuma el reto desde la lógica de una “fortaleza impenetrable”, se confía en estos equipos que están especialmente entrenados para buscar proveedores y socios fuera del sector en el que opera la empresa.

Para leer el artículo complete (en ingles): “The cognitive bias keeping us from innovating”. 

Comentarios